La naturaleza innata

La naturaleza innata
“Los niños pequeños tienen una predisposición a creer en un dios debido a que consideran que todo en cuanto existe en el mundo fue creado para cumplir un propósito. Si dejáramos a unos niños vivir solos en una isla y crecieran allí, acabarían creyendo en Dios.”

Relacionado: